Fatwa: Definición de los meses sagrados y aclaración de la duplicación de la recompensa y el castigo en ellos

7591 1959

Pregunta

¿Qué y cuáles son los meses sagrados? ¿Es verdad que la recompensa y el castigo de los pecados se duplican en tales meses?

Fatwa

Alabado Sea Al-lah, Señor del Universo. Doy testimonio que nada ni nadie merece ser adorado sino Al-lah, y que Muhammad, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, es Su siervo y mensajero.    
 
Los meses sagrados son: Dhul Qa‘dah, Dhul Hiyyah, Muharram y Rayab. Abu Bakrah, que Al-lah Esté complacido con él, narró que el Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “La división del tiempo ha vuelto a ser como era en el día cuando Al-lah, Glorificado Sea, Creó los cielos y la tierra: el año tiene doce meses, de los cuales cuatro son sagrados. Tres de dichos meses son seguidos: Dhul Qa‘dah, Dhul Hiyyah y Muharram; y el cuarto mes sagrado es Rayab,  mes de (la tribu de) Mudar, que viene entre (los meses de) Yumada y Sha‘ban.” [Al Bujari y Muslim]   
 
Enfatizó “...Rayab, mes de (la tribu de) Mudar, que cae entre (los meses de) Yumada y Sha‘ban” porque la tribu de Rabi‘ah se refería al sagrado mes de Ramadán como Rayab, mientras que Mudar consideraban Rayab como sagrado. Por lo tanto el Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, confirmó en su Hadiz la validez de la actitud de Mudar.
 
En cuanto a la duplicación de la recompensa y el castigo en estos meses, algunos de los ‘Ulama’ (eruditos) lo afirman basándose en la aleya siguiente (que se interpreta en español): {Ciertamente que el número de meses para Al-lah es doce, porque así Él lo Decretó el día que Creó los cielos y la Tierra; de ellos, cuatro son sagrados [Muharram, Rayab, Dhul Qa‘dah y Dhul Hiyyah]. Así está establecido en la religión verdadera, no obréis pues en contra vuestra [desobedeciendo a Al-lah].} [Corán 9:36]       
 
Ibn Kazir, que Al-lah lo Perdone, dijo:
 
“La parte que dice “no obréis pues en contra vuestra [desobedeciendo a Al-lah]” se refiere a los meses sagrados, ya que la gravedad de los pecados se intensifica en ellos de igual manera que las culpas se duplican en La Meca. Al-lah Dice (lo que se interpreta en español): {Ciertamente a los incrédulos que se apartaren del sendero de Al-lah e impidan acudir a la Mezquita Sagrada [de La Meca] que Establecimos para todos los hombres por igual, tanto para el residente como para el viajero, y a quienes quieran profanarla inicuamente, les Haré sufrir un castigo doloroso.} [Corán 22:25]
De igual modo, los pecados se agravan en los meses sagrados. Por lo tanto el Diah (precio de sangre) también aumenta, según la escuela Shafita y un gran grupo de eruditos. Además, el Diah que deberá pagar aquel que mate a alguien en Al Haram (territorio sagrado de La Meca) o a alguien que está en estado de Ihram se incrementa también. Se narró que Qatadah, que Al-lah lo Perdone, dijo: “Cometer una injusticia en los meses sagrados es más censurable y grave que cometerla en cualquier otro tiempo. Aunque la culpa de la injusticia es grande de todos modos, Al-lah, Glorificado Sea, Hace unas cosas más graves y sagradas que otras.” [Tafsir Ibn Kazir]”
 
Al Qurtubi, que Al-lah lo Perdone, dijo interpretando la aleya:
 
“Quiere decir que no seáis injustos con vosotros mismos cometiendo pecados (en esos meses), porque cuando Al-lah, Glorificado Sea, Santifica algo [por ejemplo algún lugar o periodo de tiempo] por un aspecto, entonces esto se vuelve sagrado por un solo motivo; y cuando lo Santifica por dos o más aspectos, entonces se vuelve sagrado por distintos motivos. Así, el castigo se duplica al cometer una mala obra en cierto lugar o lapso, de la misma manera que la recompensa por hacer una buena acción en él se duplica. Por lo tanto, aquel que obedece a Al-lah haciendo una buena obra en La Meca (territorio sagrado) durante el mes sagrado, no tendrá la misma recompensa que aquel que se encuentra en La Meca y obedece en cualquier mes (no sagrado); y aquel que se halla en La Meca y obedece en cualquier mes (no sagrado), no logrará la misma recompensa que aquel que se halla en cualquier otro territorio aparte de La Meca y que obedece en cualquier mes no sagrado. Esto se ha demostrado en la aleya siguiente (que se interpreta en español): {¡Oh, mujeres del Profeta! Quienes de vosotras cometieren una deshonestidad evidente, sepan que les será duplicado el castigo; y sabed que ello es fácil para Al-lah.} [Corán 33:30].”   
    

Y Al-lah Sabe mejor

Related Articles