Las consecuencias psicológicas y sociales de los malos modales (Parte 2)

Las consecuencias psicológicas y sociales de los malos modales (Parte 2)
7180 863

Segundo: Consecuencias sociales.

Las consecuencias de los malos modales se reflejan en el ambiente social tanto directa como indirectamente, causando el colapso y la desintegración de la sociedad, desastres económicos y la profanación de la seguridad pública de la Ummah (nación musulmana). Las consecuencias psicológicas que afectan a los individuos y que ya han sido mencionadas son de tipo indirecto y se reflejan en la religión, la seguridad, la economía y la salud de la comunidad. Ahora mencionaremos las consecuencias directas más importantes que tienen los malos modales en la sociedad:
 1. Castigo divino
Cuando el mal comportamiento prevalece en una comunidad, los enemigos descienden a su territorio. Se ha narrado que el Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo con respecto al adulterio y Ar-Riba (usura): “Cuando en una ciudad se dan el adulterio y Ar-Riba, sus habitantes han acarreado sobre sí mismos el castigo de Al-lah.”En El Corán, Al-lah Todopoderoso Menciona la historia de la destrucción del pueblo del Profeta Lot, la paz sea con él, como ejemplo disuasivo para los musulmanes; Diciendo (lo que se interpreta en español): {Y cuando llegó Nuestro designio, Volteamos sus hogares dejando arriba sus cimientos [y sus techos abajo], e Hicimos llover sobre ellos copiosas piedras de arcilla marcadas [y enviadas] por tu Señor. Y sabed [¡Oh, idólatras!] que este castigo no está lejos de los inicuos [como vosotros].}[Corán 11:82-83]
 2. Odio
Promover el odio entre los individuos de la Ummah es una de las consecuencias nocivas del mal comportamiento. Por ejemplo, la envidia es el resultado del odio que el envidioso alberga contra la persona a quien envidia. Su odio es obvio en su comportamiento aberrante, su trato indecente y sus malos modales cuando se topa con aquellos a quienes Al-lah Ha Bendecido con Sus favores. Como resultado, la otra persona podría recurrir a tratar al envidioso de la misma manera, lo cual incrementará el sentimiento de envidia dentro del corazón del envidioso. Las desviaciones morales de hablar a espaldas de la gente y de andarse con chismes motivan a los demás a sentir odio por las personas que cometen tales faltas, adoptando un comportamiento malo y equivoco. Ese mismo sentimiento es el que se da hacia las personas cuyo comportamiento se ha alterado debido a su consumo de Ar-Riba, a que han cometido adulterio y sodomía, o al consumo de estupefacientes. Además, el odio puede ocurrir alternadamente entre personas de bien y personas corruptas.
3. Cortar las relaciones sociales
Cada vicio del comportamiento contribuye a que se corten las relaciones sociales entre los individuos de la Ummah. Por ejemplo, el esparcir rumores es un arma muy peligrosa, burda y fuerte que desemboca en el término de estas relaciones. Además, también contribuye a cortar los lazos de parentesco y amistad, ya que es una manera de esparcir enemistad y odio. Se ha narrado que el Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo con relación a quienes acarrean habladurías: “El que esparza rumores nunca entrará al Paraíso.”[Muslim]
Mentir es el más bajo de todos los vicios. La mentira pone fin a las relaciones sociales y las desestabiliza. Una sola palabra falaz basta para destruir las relaciones de familia, debilitar las relaciones entre trabajadores de una misma área, o entre grupos de amigos. Esto deja tras de sí sentimientos de incertidumbre y duda sobre palabras y hechos.
La envidia se lleva una gran parte en las relaciones sociales que se extinguen y es una de las razones detrás de la desintegración social, y podría ser incluso la causa más importante de la misma. El envidioso podría esparcir rumores, mentir y esforzarse a más no poder para privar a su víctima de las bendiciones que Al-lah Todopoderoso le Ha Dado. Dichas bendiciones podrían ser en forma de un lazo social entre conyuges, entre dos amigos, dos familias, dos grupos o más. En estos casos, el envidioso comienza cortando esa relación, y esto es un crimen horrendo. El Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “La enfermedad de las naciones que os han precedido se ha abierto paso hasta vosotros: la envidia y el odio. El odio es para la religión como las tijeras para el cabello. Por Aquel en Cuya Manos está el alma de Muhammad, no seréis creyentes hasta que os améis los unos a los otros. ¿Queréis que os informe de algo que si lo hacéis os hará amaros mutuamente? Daos el saludo de paz.”
 4. Engaño social
El engaño social abarca muchos aspectos y consecuencias, y se puede encontrar en palabras,  derechos, deberes, riqueza y relaciones que solo se dan entre quienes tienen malos modales. Es gracias a los malos modales que es posible encontrar a gente que da menos de lo que debe en cuanto a medidas y pesos, privando a los demás de sus derechos y de lo que les corresponde.  Al-lah Todopoderoso Dice (lo que se interpreta en español): {¡Ay de los defraudadores!  Que cuando compran exigen el peso exacto, pero cuando venden defraudan [dando un peso o medida menor al establecido en la venta].  ¿Acaso no saben que serán resucitados? En un día terrible.}[Corán 83:1-5] Es debido a los malos modales que uno se encuentra con engaños sociales que hieren el honor de las personas cuando este es ultrajado en la comunidad a través de la difamación y el adulterio. Se ha narrado que el Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo:“Así es, vuestra sangre, bienes y honor son sagrados entre vosotros (musulmanes) como lo es la santidad de este día vuestro, en este mes y en esta ciudad. Y quienes estáis presentes debéis informar a los ausentes.”
Otra forma de engaño social se da cuando una persona aparenta comportarse de cierta manera en cierta situación, contradiciendo su imagen real y verdadera para engañar y burlarse de la(s) otra(s) persona(s). En algunos casos, alguien podría darles una cara a un grupo de personas y otra a otro grupo. Se narró que el Profeta, sal-lal-lahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “La más vil de las personas es la que tiene dos caras, mostrando una a unos y otra a otros.”Al Qurtubi, que Al-lah le Dé Su perdón, dijo: “La persona de dos caras es la peor de todas porque su condición es como la de los hipócritas: Halaga con falsedad y mentiras, y causa corrupción entre la gente.”
5. Soltería o matrimonio retardado
Las desviaciones del comportamiento también causan que el matrimonio se retrase, particularmente entre quienes usan estupefacientes y drogas y cometen adulterio que resulta en la propagación del divorcio. Esto se debe a la falta del sentimiento de responsabilidad hacia una familia y la abundancia de problemas entre conyuges. También, si la mujer sigue tradiciones no islámicas en su forma de vida mostrando sus encantos de manera ilícita, mezclándose con gente de ambos sexos y entablando conversación innecesaria con hombres sin apegarse a las reglas de la Shari’ah, esto hará que los hombres cesen de desear a sus esposas. Si tal comportamiento es común en una sociedad, entonces los matrimonios se posponen y las mujeres se quedan sin casar.
Las consecuencias de las desviaciones del comportamiento son muy peligrosas, ya que se reflejan en la vida de la comunidad y en la manera en que la gente se comporta. Asimismo, esto hace que el crimen y la perversión parezcan tentadores ante los ojos de los miembros de la comunidad, incitándolos y acostumbrándolos a cometerlos, lo cual podría hacer que la gente de dicha comunidad se acostumbre a la maldad.
 

Related Articles