El uso del internet para difundir el Islam (Parte I)

El uso del internet para difundir el Islam (Parte I)
  • Fecha de publicación:01/08/2010
  • Sección:Da‘wah
  • Valorar:
1889 749

 

A principios del año 1969 d.C., en el estado de California, la gente podía transferir información entre dos computadores personales, que se encontraban separados por algunos metros, por medio de la línea telefónica, y esta fue la primera conexión de la red que se estableció.
Antes de este incidente, tal enlace era solo un concepto que era implementado en los computadores de laboratorios del Departamento de Defensa de los Estados Unidos como parte de su programa Star Wars. El objetivo era tener una red instalada para uso militar.
El número de personas conectadas a esta red inicial se incrementó rápidamente y se desarrolló a un ritmo muy rápido, tanto así que en la actualidad ha alcanzado más del billón de usuarios, quienes están conectados a través de millones de computadores personales al nivel mundial, y esta fue, según la opinión de muchos, la invención más importante del siglo XX. Dice Al-lah (lo que se interpreta en español): {Y le enseñó al hombre lo que no sabía.} [Corán 96:5]
Al-lah Ha Hecho del hombre Su sucesor en la tierra, donde el hombre vive y adora a Al-lah; le Ha Otorgado al hombre una gran habilidad mental y Ha Creado sobre la tierra cosas que él puede utilizar en la obediencia a Al-lah. Por tanto, buenas noticias para quien utiliza los recursos de la tierra para obedecer a Al-lah, y pobres de aquellos que los utilizan en la desobediencia.
Uno no puede dejar de sorprenderse cuando testifica el desarrollo del internet a la luz del hadiz del Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam, que fue narrado por Abu Hurairah, que Al-lah Esté complacido con él, en el libro del Imam Ahmad y otros; él, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo: “No llegará la Hora hasta que aparezcan tribulaciones en gran número, la mentira se esparcirá, los mercados se unirán y el tiempo se acortará”. En otra narración, él, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo: “Hasta que el tiempo se acorte y el Haryy aumente”. Entonces, uno de sus Compañeros, preguntó: “¿Qué es el Haryy?” Él, sallallahu ‘alaihi wa sallam, respóndió: “Innumerables asesinatos”.
En el pasado, los sabios como Ibn Al Jattab, Al Jattabi, Az-Zawri e Ibn Hayar, que Al-lah los Perdone, habían interpretado el acortamiento del tiempo como que el tiempo iba a perder su valor y la gente iba a sentir que no es suficiente para hacer nada. Un sabio contemporáneo, el Shaij Ibn Baz, que Al-lah lo Perdone, dijo, comentando sobre el libro Fath Al Bari del Imam Ibn Hayar, que Al-lah lo Perdone: “Esto puede ser interpretado como la contracción de la distancia y del tiempo requerido para viajar debido a los aviones y automóviles; también, como la cercanía que la gente siente respecto a los eventos debido a la radio (que transmite esos eventos)”.
Sin embargo, si echamos un vistazo a la invención del internet, veremos que esto encaja mejor como una interpretación para esta narración, porque el internet hace que todo parezca más cercano y ha convertido al mundo entero en una aldea global. Con respecto a la cercanía de los mercados, el Shaij Mas’ud Ad-Dajili, que Al-lah lo perdone, dijo: “Parece que esto se refiere a cómo la distancia entre los lugares se ha acortado durante nuestro tiempo debido a los varios medios de transporte, vía aérea o terrestre, y debido a los artefactos electrónicos, como la radio y la televisión, los cuales transmiten imágenes y sonido y han hecho que los mercados de diferentes países parezcan más cercanos unos de otros, de manera que los comerciantes saben sobre cualquier cambio en los precios de cualquier lugar en el mundo y, consecuentemente, elevan sus precios en sus propias zonas, o los disminuyen si caen en otros lugares”.
Por lo tanto, la cercanía de los mercados se da de tres formas: primero, la velocidad de la transferencia de los datos del mercado; segundo, la proximidad física debido a las formas modernas de transporte; y tercero, la similitud de los precios entre los mercados.
Quien quiera que esté bien familiarizado con el internet se dará cuenta de cuánto encaja esto con la narración profética antes mencionada.
Por ejemplo, existe un sitio web que tiene tres millones de ítems y realiza una subasta internacional sobre un número de esos ítems. Uno puede comprar cualquier cosa mediante esta clase de sitios web, y existen muchos de ellos en internet. También, se puede ofrecer mediante estos sitios los ítems que uno desea vender. Esto es una señal de que estamos viviendo en el final de los tiempos, de que estamos cerca de la Hora, como se indica en la narración antes mencionada, y de que las señales menores para la llegada de la Hora están teniendo lugar y que hay tres de ellas que aún deben ocurrir. Después de ellas, las diez señales mayores comenzarán a presentarse. Cabe mencionar que no hay nada que impida a una señal mayor ocurrir al mismo tiempo que algunas señales menores de la Hora, como algunos de los eruditos lo mencionaron.
El punto aquí es la cercanía de los mercados y el acortamiento del tiempo, condiciones que son cumplidas por el internet, y es otra prueba de la veracidad del Profeta Muhammad, sallallahu ‘alaihi wa sallam, quien nos informó 1400 años atrás sobre las cosas que están ocurriendo en nuestro tiempo.
Otras narraciones relatadas sobre las señales de la Hora incluyen el dicho del Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam: “Antes de la Hora, el comercio se esparcirá”. El comercio electrónico ha invadido los mercados y maneja millones de dólares. Él, sallallahu ‘alaihi wa sallam, también nos informó que estas señales serán: “… la expansión del adulterio y la fornicación”, como en la narración contenida en el libro del Imam Bujari, que Al-lah lo Perdone. En la narración del Imam Al Hakim, que Al-lah lo Perdone, él, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo: “La inmoralidad se esparcirá…”. Existen más de cuatrocientos mil sitios pornográficos en internet que esparcen la inmoralidad por todo el mundo.

Otra relación entre el internet y las predicciones de la Hora es resaltada en la narración contenida en el libro del Imam At-Tabarani, que Al-lah lo Perdone, cuando el Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo: “Antes de la Hora, se esparcirá la Riba (intereses y usura)”. Es bien conocido que la Riba está bien difundida en internet y muchos bancos han creado sitios web y establecen el costo de una transacción con el cliente vía internet a solo 10 centavos; mientras que el costo de una transacción en vivo, dentro del edificio de un banco, cuesta 1.7 dólares; esto es una indicación de que, a medida que el tiempo pase, las transacciones dentro de los edificios de los bancos se volverán obsoletas y todas las transacciones bancarias serán realizadas vía internet por la gente desde sus casas u oficinas. Estos bancos son instituciones que han sido establecidas sobre la Riba, y su proliferación en internet se ha hecho evidente. Además, el uso de las tarjetas de crédito también se ha difundido. Está prohibido el uso de tarjetas como Visa, MasterCard y American Express, debido a que involucran la Riba, por lo que su uso provoca la ira de Al-lah.

Related Articles