El estilo de debate (parte 1)

El estilo de debate (parte 1)
810 385

Un día los incrédulos se reunieron y dijeron: Quien entre vosotros sabe más acerca de la magia, la adivinanza y la poesía que vaya a este hombre, quien separó nuestra congregación y difamó nuestra religión. Que hable con él y le responda. Respondieron: No conocemos a nadie fuera de ‘Utbah ibn Rabi‘ah. Así que dijeron: Serás tú Abu Al Walid. Luego ‘Utbah fue al Profeta, sallallahu ‘alayhi wa sallam, y le dijo: ¡Muhammad! ¿Tú eres mejor o ‘Abdul-Muttalib? El Profeta, sallallahu ‘alayhi wa sallam, se calló. ‘Utbah dijo: Si pretendes que ellos (sus ancestros) son mejores que tú, pues ellos adoraban a los dioses que difamaste. Si pretendes que eres mejor que ellos, entonces habla y te escucharemos, ¡Por Al-lah!: nunca hemos visto a una persona más perjudicial para su pueblo que tú, ya que separaste nuestra congregación y difamaste nuestra religión. Nos hiciste un escándalo entre los árabes, hasta que se difundió entre ellos que: hay un mago y adivino de entre Quraish. ¡Por Al-lah!  Nosotros ahora somos como aquellos que esperan el tiempo de combatirse entre ellos mismos. ¡Hombre! Si tienes una necesidad, te juntaremos de nuestro dinero, hasta que te vuelvas el más rico en Quraish, y si no tienes la capacidad de casarte, entonces elige hasta diez mujeres de las de Quraish y te haremos casarte con ellas. Así que el Profeta sallallahu ‘alayhi wa sallam, dijo: “¿Acaso terminaste de hablar?” Respondió: ¡Sí! Así pues, el Profeta sallallahu ‘alayhi wa sallam, dijo: Al-lah Dice (lo que se interpreta así en español): {Ha. Mim. Ésta es la revelación del Clemente, Misericordioso. Es un Libro cuyos preceptos fueron detallados precisamente; [fue revelado] el Corán en idioma árabe para que lo entiendan.} [Corán 41:1-3], hasta que llegó donde Al-lah Dice (lo que se interpreta así en español): {Pero si [los incrédulos] se apartan [luego de presentarles una clara evidencia del poder divino], diles: Os he advertido [que podría azotaros] un castigo como el de ‘Ad y Zamud.} [Corán 41:13]. Así que ‘Utbah dijo: ¡Suficiente! ¿No tienes otra cosa? El Profeta sallallahu ‘alayhi wa sallam, le respondió: “No”.  

Luego volvió a Quraish. Le preguntaron: ¿Qué novedades tienes? Les dijo: Le dije todo lo que vosotros me dijisteis que le informara. Le preguntaron: ¿Te respondió? Les dijo: Sí. En otra narración fue mencionado: Cuando se fue junto a ellos le dijeron: ¿Qué novedades tienes, Abu Al Walid? Respondió: La novedad que tengo es que nunca escuché algo parecido anteriormente. ¡Por Al-lah! Esto no es poesía, ni magia, ni adivinación. ¡Oh Quraish! Obedecedme y seguidme, dejadle en paz con lo que está haciendo y apartaos de él. ¡Por Al-lah! Lo que escuché de él tendrá mucha importancia. Si los árabes lo matan, entonces ya vosotros estaréis protegidos por medio de otros, y si vence a los árabes, su dominio será el vuestro y su prestigio el vuestro, (en ambos casos) seréis los más felices por su causa. Le dijeron: ¡Por Al-lah te hechizó, Abu Al Walid! Les respondió: Esta es mi opinión y haced lo que os parezca bien. [Ibn Is-haq] 
Lecciones y beneficios: 
1- El Profeta, sallallahu ‘alayhi wa sallam, no se metió en una discusión marginal acerca de su preferencia a su padre y abuelo o viceversa. Si hubiera hecho esto, ‘Utbah no habría escuchado nada y se habría terminado el asunto. 
2-El Profeta, sallallahu ‘alayhi wa sallam, no se metió en una discusión acerca de las ofertas atractivas y su propia molestia por tal acusación, sino que dejó todo esto por un objetivo más allá. También dejó a ‘Utbah exponer lo que tenía y con mucha cortesía le dijo: “¡Abu Al Walid! ¿Terminaste de hablar?” y este respondió: ¡Si! 
3-La respuesta del Profeta, sallallahu ‘alayhi wa sallam, era decisiva. Además, su elección de estas aleyas nobles es una prueba de su sabiduría. Las nobles aleyas hablan acerca de cuestiones esenciales, como: 
1-Que este Corán es una revelación de Al-lah, Glorificado y Enaltecido Sea.
2-La clarificación de la actitud de los incrédulos y su rechazo.
3-La clarificación de la misión del Profeta, sallallahu ‘alayhi wa sallam, y que él es un ser humano.
4-La clarificación de que el Creador Es Uno, el cual Es Al-lah, Glorificado y Enaltecido Sea.
5-Que Al-lah, Glorificado y Enaltecido Sea, Es el Creador de los cielos y de la tierra.
6-La clarificación de las mentiras de las naciones anteriores y lo que les pasó.
7-La advertencia a Quraish de un castigo como el de ‘Ad y Zamud.
 

Related Articles