Llena el corazón de tu hijo con fe este Ramadán

Llena el corazón de tu hijo con fe este Ramadán
2451 928

 

Ramadán es una gran oportunidad para inculcar la fe en los corazones de nuestros niños. Algunos de estos valores son:

1. Paciencia. Al sufrir hambre y sed durante el ayuno, un niño aprende a ser paciente.

2. Temer a Al-lah, el Todopoderoso. Nadie ve al niño, excepto Al-lah, Glorificado sea, pero él se abstiene de comer y beber pues sabe que Al-lah lo está viendo.

3. Amor por la mezquita. Acompañar al padre durante las oraciones de Tarawih en la mezquita y participar de las actividades de la mezquita son recuerdos que se graban en el corazón del niño. Cuando crezca, recordará todos estos incidentes y esto tendrá un gran efecto en fomentarle el arrepentimiento y el regreso a Al-lah El Altísimo si se desvía o si se convierte en víctima de malas compañías.

4. Amor por el Corán. Cuando el niño ve a sus padres y hermanos dedicados al Corán, los imitará naturalmente y recitará el Corán, y quizás incluso puede tratar de terminar de recitarlo en Ramadán. Todo esto refuerza su buena disposición, lo anima a amar el Corán, le enseña cómo recitar el Corán y se lo facilita al crecer, a diferencia de otros niños que no recitan el Corán a edad temprana y son incapaces de recitarlo con fluidez y correctamente cuando crecen.

5. Fortalecer los lazos familiares y mantener los lazos de parentesco. Este gran mes es una gran oportunidad para fortalecer las relaciones familiares y mantener los lazos de parentesco, ya que las familias se reúnen dos veces en la mesa del comedor y sus relaciones se fortalecen. Esto afecta la personalidad del niño y lo fortalece.

Un niño que es criado en una familia con lazos fuertes es más estable psicológica y mentalmente que otro que se cría en una familia rota donde los lazos de parentesco se cortan.

Más aún, el intercambio de puntos vista entre los miembros de la familia y reunirse a la hora del Iftar enseña al niño la importancia de mantener los lazos de parentesco.

6. Generosidad. Cuando los padres siguen el modelo del Mensajero de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam, siendo que él fue el más generoso durante el mes de Ramadán y daba caridad y Zakat Al-Fiter (caridad obligatoria en Ramadán que se paga antes de la oración del ‘Id), los niños se acostumbran a dar caridad, en especial si los padres están muy interesados en ello. Una vez vi a una madre dándole a su hijo pequeño monedas y diciéndole que se las entregara a una persona necesitada. Esto tiene un gran efecto sobre el niño y le enseñará a ser generoso y a dar caridad.

Algunos medios prácticos para hacer que los niños amen el mes de Ramadán:

1. Decoraciones. Decorar las calles y las casas a la llegada de Ramadán tiene un efecto muy positivo en los niños, en especial si ellos participan de estas actividades.

Uno podría también escribir algunas consignas como “Bienvenido Ramadán,” “Bienvenido el mes de ayuno” o “Bienvenido el mes del perdón,” de modo que el niño sienta que Ramadán es una fiesta y que la gente celebra su llegada.

2. Regalos y juguetes. Al comienzo del mes, compra algunos regalos, juguetes y Fanus (lámparas) de modo que el niño asociará este mes con la llegada de cosas buenas, y aprenderá a amarlo y a estar dispuesto a ayunar.

3. Que los niños ayunen gradualmente. No es necesario que tus hijos ayunen el mes entero o que ayunen el día entero si aún no tienen la edad necesaria. También puedes poner a competir a tus hijos diciéndoles que quien ayune más ganará el mejor premio, o que quien rece Tarawih hasta el final tendrá un premio, y así.

4. Cómprales ropa nueva a tus hijos antes de Ramadán. Diles a tus hijos que estas ropas nuevas son por los actos de adoración. Por ejemplo, si tienes un niño, puedes comprarle un traje nuevo, un Mus-haf (copia del Corán) y un collar de cuentas para el Dhiker. Si tienes una niña, puedes comprarle una nueva Abayah (capa), una bufanda y un Mus-haf, de modo que estará preparada para ir a la mezquita y recitar el Corán.

5. Apaga el televisor. Prepara tus propios programas en casa para educación y entretenimiento, como:

- Una competencia para memorizar el Corán.

- Una reunión diaria en la que la familia estudie los hadices del Mensajero de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam.

- Recitar el Corán completo con la familia una vez, con la participación de toda la familia.

- Toda la familia puede ir junta a las oraciones del Tarawih.

- Visitar a los parientes y mantener los lazos de parentesco.

- Hacer una competencia para terminar la recitación del Corán completo más de una vez en Ramadán.

Estas actividades los mantendrán ocupados todo el tiempo y les permitirá dejar de ver televisión. También harán que los niños desarrollen amor por Ramadán y por los actos de obediencia.

Related Articles

Artículo más visitado

Artículos variados

Curso preparativo para Ramadán

Viendo y escuchando propagandas por radio, televisión, internet y anuncios en periódicos, revistas y carteles en la calle, en los que se ofrecen un sinnúmero de cursos y estudios en...más