La libertad de los esclavos emancipados en el Islam - III

La libertad de los esclavos emancipados en el Islam - III
11056 4282

Los Sahabah, que Al-lah esté complacido con todos ellos, eran seres humanos como todos; pese a que fueron las mejores personas que existieron, después de los Profetas y Mensajeros de Al-lah, cometían errores. Pero a diferencia de los demás, ellos buscaban reparar sus errores inmediatamente y de le mejor formar posible, pese a que a muchos de ellos Al-lah les había anunciado el Paraíso y el perdón de todas las faltas hechas y por hacer. Sin embargo, ellos no escatimaban en esfuerzos por agrada a Al-lah y por expiar las faltas que cometían. Tenemos un ejemplo en ‘Abdul-lah ibn Omar, que Al-lah esté complacido con él, quien liberó a un esclavo que tenía, porque en un arranque de furia lo golpeó. Ibn Omar, llamó al muchacho y le dijo: “Eres libre. No tengo recompensa por liberarte porque yo escuché al Mensajero de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam, decir: ‘Quien golpea a un esclavo debe liberarlo como expiación por su falta’ ” [Muslim].
El Islam también estableció que si una persona pronunciaba palabras de emancipación, como decirle a su esclavo: “Eres libre”, esta se hacía efectiva. El Enviado de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo: “Hay tres temas que siempre deben tomarse en serio, ya sea que se hayan dicho en serio o broma. Estos son: el matrimonio, el divorcio y la emancipación de esclavos” [Al Baihaqui].
Otra de las formas en que el Islam promovió la liberación de los esclavos fue exaltando la gran virtud que tiene esta obra de bien. Como el ser humano está expuesto al error y, por ende, a cometer faltas, se le llamó a que liberara a sus esclavos para que así sus pecados fueran perdonados y este hecho le sirviera de protección del fuego infernal. Dijo el Enviado de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam: “Si un musulmán libera a un esclavo, Al-lah hará que por este hecho cada hueso de este esclavo le sirva de protección para que cada hueso suyo no se queme en el fuego. Y si una musulmana libera a una de sus esclavas, Al-lah hará que por este hecho cada hueso de esta esclava le sirva de protección para que cada hueso suyo no se queme en el fuego” [Muslim, At-Tirmidhi e Ibn Mayah].
La Sharia’h islámica formula Al Mukatabah, que es el derecho que tienen los esclavos de comprar su libertad, y le prohíbe a los amos negarles este privilegio. Es más, urge a los que tienen esclavos a que les faciliten las cosas a todos aquellos que quieran liberarse. El mismo Profeta Muhammad, sallallahu ‘alaihi wa sallam, fue quien instauró este derecho al liberar a Yuwairiah bint Al Hariz pagando por su libertad. Cuando los musulmanes vieron este acto, liberaron a todos los esclavos que tenían de la tribu Banu Al Mustaliq, fueron en total unas cien familias las que se emanciparon en esa ocasión. Por esta razón es que el Islam formuló que uno de los grupos de personas que son merecedoras de las limosnas y el Zakat son los esclavos que quieren liberarse, dijo Al-lah, Glorificado y Exaltado sea (lo que se interpreta en español): {Ciertamente que el Zakat es para los pobres, los menesterosos, los que trabajan en su recaudación y distribución, aquellos que [por haber mostrado cierta inclinación por el Islam o haberlo aceptado recientemente] se desea ganar sus corazones, la liberación de los cautivos, los endeudados, la causa de Al-lah y el viajero insolvente. Esto es un deber prescrito por Al-lah, y Al-lah es Omnisciente, Sabio} [Corán 9:60].
También fue reportado que el Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dejó en libertad a 63 personas, mientras que ‘A’ishah, que Al-lah esté complacida con ella, dejó en libertad a 69, Abu Baker dejó en libertad a muchos esclavos, recordemos que fue él quien pagó por la libertad de Bilal, convirtiéndose en el primer acto de liberación en la historia del Islam. Al ‘Abbas liberó a 70 esclavos, ‘Uzman a 20 esclavos, Hakim ibn Hizam a 100, ‘Abdul-lah ibn Omar a 1.000 esclavos, y ‘Abdur Rahman ibn ‘Auf a 30 mil esclavos.
Esta política islámica fue dirigida con el fin de reducir el comercio de esclavos hasta que fue abolido. La liberación de los esclavos en el Islam no fue sólo un acto político con el que los cuerpos fueron liberados pero las mentes y las almas no. Al-lah, Glorificado sea, liberó las mentes y las almas de las personas, de los que tenían esclavos y de los mismos esclavos, para que una vez fueran libertos los últimos, se les tratara como a todos los demás, no se les discriminara en la sociedad ni se les prohíba la entrada a los sitios públicos; es más, muchos de ellos ocuparon puestos importantes en el Estado islámico, se casaron con mujeres que eran libres y de familias reconocidas, y otros fueron destacados sabios en las diferentes ciencias. Lo que demuestra que no ha existido en la historia de la humanidad un sistema político y social que liberara a los esclavos como lo hizo el Islam.

________________________

Ver también:

La libertad de los esclavos emancipados en el Islam - I
La libertad de los esclavos emancipados en el Islam - II 

 

Related Articles

Artículo más visitado

Verdadera Religión

La libertad de los esclavos emancipados en el Islam - I

Introducción El Islam fue dado por Al-lah para establecer la dignidad para la humanidad y recuperarla cuando esta se perdiera. Para tal fin, en el Islam no se discrimina ni se tiene en cuenta...más