Ayuno y salud

Ayuno y salud
  • Fecha de publicación:03/07/2011
  • Sección:Consultas
  • Valorar:
2320 1013

El Islam llama a que la gente cuide de su salud y la preserve, ya que esta es una de las inversiones capitales de esta vida. El Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam, nos dijo que el creyente fuerte es mejor y más querido para Al-lah que el débil. La razón de esto es que el creyente fuerte puede cumplir con sus obligaciones religiosas y mundanas de manera óptima, mientras que alguien débil tal vez no pueda soportar las cargas de esta vida ni cumplir con sus deberes religiosos, y puede que llegue incluso a convertirse en un lastre para la sociedad.

El ayuno, tal y como se prescribe en el Islam, ayuda al musulmán a preservar la salud y a protegerla de muchas enfermedades, tales como hipertensión, sobrepeso y otros males que caen sobre quienes no se apegan a las órdenes divinas impuestas por Al-lah.
En este artículo, tocaremos este tema sin entrar en mucho detalle. Mencionaremos algo de lo que los médicos opinan sobre ayunar y sus beneficios.
Estudios médicos han comprobado que el ayunar –hecho de manera adecuada y sistemática– trae consigo muchos beneficios para nuestra salud, siendo el más importante de ellos la eliminación de la grasa excesiva que provoca sobrepeso y a veces incluso obesidad, la cual es uno de los problemas de salud más difundidos en nuestros días.
Es algo bien sabido que el sobrepeso tiene muchos efectos negativos en el cuerpo, especialmente en el corazón; lo cual hace que el ayuno sistemático sea un factor importante para preservar y proteger nuestra salud.
Uno de los beneficios que el ayuno nos da, es la eliminación de residuos corporales. Se ha comprobado científicamente que el cuerpo acumula nódulos de pus que supuran su contenido dentro de la sangre provocando numerosas enfermedades. El ayuno es un medio muy importante y benéfico que ayuda a limpiar el cuerpo de estas secreciones perjudiciales.
El ayuno permite que las células y los órganos funcionen adecuadamente. Esto se debe a que el ayunar les da a los órganos la oportunidad de relajarse y tomar un descanso casi completo. Estos órganos trabajan constantemente el resto del año, por lo que el mes del ayuno –Ramadán– se convierte en una especie de vacaciones para ellos, dándoles la oportunidad de tomar el descanso que tanto requieren para que después puedan reanudar sus actividades con mayor energía.
Por lo tanto, ayunar sistemáticamente le da al cuerpo la dieta necesaria y lo protege de muchas enfermedades peligrosas. Muchas clínicas han recurrido al ayuno como parte de sus tratamientos, lo cual prueba la importancia de ayunar para la vida en general y para la salud en particular.
Cabe señalar que ayunar sistemáticamente no significa simplemente abstenerse de comer y beber desde amanecer hasta el ocaso y después ser libre de comer lo que se desee. Definitivamente no, debemos observar el método de comer al romper el ayuno, debemos tratar de consumir alimentos balanceados y evitar comer en exceso.
Finalmente, nos gustaría recordar a quienes ayunan, que el objetivo principal del ayuno y para lo cual fue legislado, es alcanzar la piedad y estar conscientes de Al-lah, apegándonos a Sus órdenes y evitando lo que nos Prohibió. Al-lah Dice (lo que se interpreta en español): {¡Oh, creyentes! Se os prescribió el ayuno al igual que a quienes os precedieron para que alcancéis la piedad.} [Corán 2:183] Esta aleya establece con claridad que el objetivo de ayunar es alcanzar la piedad y la equidad para poder acercarnos a Al-lah, el Altísimo.

Consecuentemente, ayunar no tiene como objetivo primordial ser un sistema médico para curar enfermedades (aunque sirve para tales fines sin lugar a duda), sino es un acto de adoración cuyo objetivo principal es hacer del musulmán una mejor persona en términos de religiosidad y moral.

Related Articles