Para la mujer

  1. Para la mujer
  2. Crianza islámica de los hijos

La educación sexual de los adolescentes

La educación sexual de los adolescentes
2284 519

 

Por lo general las niñas se desarrollan entre los 9 y los 14 años, mientras que los niños entre los 11 y 16 años; sin embargo, estas edades varían según las personas y las sociedades en las que viven. Algunos de los factores que afectan la edad a la que llegan a la pubertad pueden ser: el clima, la salud, la herencia genética, las comodidades o dificultades en las que viven, etc.
El Islam no omitió ningún aspecto de la vida del ser humano, por ello encontramos que le dedica lo necesario a la parte sexual del mismo; en el Corán Al-lah Habla de una forma hermosa sobre el aspecto sexual, veamos algunos ejemplos: Dice Al-lah (lo que se interpreta en español):
·         {Vuestras mujeres son como un campo de labranza, sembrad, pues, vuestro campo [mantened relaciones con ellas] de la manera que queráis.} [Corán 2: 223]
·         {Y te preguntan acerca de la menstruación. Di: Es una impureza; absteneos, pues, de mantener relaciones maritales con vuestras mujeres durante el menstruo, y no mantengáis relaciones con ellas hasta que dejen de menstruar; y cuando se hayan purificado hacedlo como Al-lah os Ha permitido [por la vía natural]; ciertamente Al-lah ama a los que se arrepienten y purifican.} [Corán 2: 222]
·         {Durante las noches del mes de ayuno os es lícito mantener relaciones maritales con vuestras mujeres. Ellas son vuestra protección y vosotros la suya.} [Corán 2: 187]
·         {¡Oh, creyentes! Que vuestros esclavos y vuestros hijos que todavía no han alcanzado la pubertad os pidan permiso [para ingresar a vuestras alcobas] antes de la oración del alba, a la siesta, cuando os quitáis la ropa [para descansar], y después de la oración de la noche, pues éstos son tres momentos de intimidad para vosotros. Fuera de ello, pueden frecuentaros sin pedir permiso, pues necesitan que os ocupéis de sus asuntos. Así es como Al-lah os Aclara Sus preceptos; y Al-lah es Omnisciente, Sabio.} [Corán 24: 58]
·         {¿No fue una gota de esperma eyaculada?} [Corán 75: 37]
En cuanto a la Sunnah, encontramos que el Mensajero de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam, también nos enseñó aspectos relacionados al tema, en especial todo aquello que permite que la pareja tenga plenitud en su vida íntima, y al mismo tiempo reciba bendiciones de Al-lah.
·         Abu Dharrin, que Al-lah Esté complacido con él, reportó que el Mensajero de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo: “Cuando tenéis relaciones con vuestras esposas recibís bendiciones”. Le dijeron: “¿Por eso Al-lah nos Recompensará?, respondió: “¿Si una persona desahoga su deseo en el Haram no estaría cometiendo un pecado? Así que si lo hace por medio del Halal recibirá recompensa”. [Muslim]
·         “Cuando tengáis relaciones con vuestras esposas, cubríos”. [Ibn Mayah]
·         “Al iniciar el contacto sexual con vuestras esposas, decid: Bismil-lah (en el nombre de Al-lah)”. [Bujari y Muslim]
Las anteriores aleyas y hadices son evidencia claras sobre las cuales podemos basarnos para insistir sobre la necesidad que se tiene de que el musulmán y la musulmana sean educados en este aspecto fundamental de sus vidas, la educación sexual, siempre y cuando esté limitada por el pudor y la decencia, lo que no quiere decir que se omitan temas que deba saber la gente, solo que deben ser expuestos de una manera formativa y no morbosa como lastimosamente se hace en muchas partes. Si descuidamos la formación sexual, la sociedad se verá expuesta a grandes peligros en todo aspecto.
Hay una relación directa entre la educación sexual y la forma de adoración, pues no se enseña únicamente la manera de relacionarse sexualmente entre ambos géneros, sino que hay algunos aspectos que todo musulmán y musulmana debe conocer respecto al aseo personal luego de haber tenido intimidad con su esposa o esposo, y en el caso de las mujeres una vez que termina su periodo menstrual, nos referimos al Gusul (baño completo), sin el cual la persona no puede hacer la oración, entrar en la mezquita o tocar el Corán.
Igualmente, se les debe enseñar los peligros a los que exponen su salud al no seguir las órdenes de Al-lah en cuanto a la responsabilidad y costumbres sexuales. Deben saber que las enfermedades de transmisión sexual amenazan a todo aquel que las ignora o que pasa por alto la prevención y responsabilidad que se debe tener con el cuerpo. En cuanto a la parte psicológica, no debemos olvidarnos que la mala información que los adolescentes reciben sobre el sexo, proveniente de fuentes de dudosa confiabilidad, como los amigos, es la causante de la mayoría de desórdenes psicológicos y desvíos que en cuanto al sexo existen. En lo social, la falta de información expone a nuestros adolescentes a riesgos de los cuales, de haber sido informados y educados correctamente, podrían estar a salvo.
En la mayoría de las sociedades la mezcla entre los sexos es más que aceptada, es casi impuesta, esta costumbre, sumada a la ignorancia y falta de prevención, exponen a los jóvenes a caer en las garras de malas compañías. ¿Cuántas violaciones, crímenes pasionales y acosos no han sido causados por lo que para muchos es aceptado y normal?

Related Articles