El amor por el Profeta
Fatwa No: 122579

Pregunta

Recientemente conocí a un nuevo converso al Islam y estábamos discutiendo sobre asuntos de religión, y cuando le dije que había escuchado un hadiz que decía en resumen que debemos amar al Profeta Muhammad, sallallaahu 'alayhi wa sallam, más que a nuestras propias personas y nuestras familias, él dijo que no creía en eso. Luego fue más allá y dijo que no entendía porqué los musulmanes elogiábamos tanto a nuestro profeta hasta en las oraciones, mientras que no lo hacíamos con los demás profetas o cualquier otra persona. Dijo que si el Corán dice que todos los profetas son iguales y que ninguno es superior a los otros, entonces él cree que lo de elogiar y exaltar al Profeta Muhammad es invento de los hombres, es decir, que no se menciona en el Corán el exaltar la mención del Profeta en las oraciones. ¿Podrían ayudarme a explicarle a este hermano nuevo qué significa el hadiz que mencioné? Y si es realmente un hadiz Sahih. Muchas gracias, que Al-lah los bendiga.

Respuesta

Alabado Sea Al-lah, Señor del Universo. Doy testimonio que nada ni nadie merece ser adorado sino Al-lah, y que Muhammad,  Sallallahu ‘alayhi  wa sallam , es Su siervo y mensajero.

El hadiz que usted mencionó es auténtico y fue registrado por Bujari y Muslim. El Profeta, sallallaahu 'alayhi wa sallam, dijo: “Ninguno de ustedes habrá creído (completamente) hasta que yo sea más amado para él que su persona, su familia, su riqueza y toda la gente”. Los estudiosos explicaron este hadiz de la manera siguiente:

El Imam Al Jattabi y An-Nawawi dijeron: “El amor al que hace referencia aquí no es el amor instintivo, sino el que está relacionado con elegir. De hecho, el amor de la persona por su propio ser no puede ser comparado con ningún otro amor. Entonces, el significado del hadiz aquí es que nuestro amor por el Profeta, sallallaahu 'alayhi wa sallam, no será verdadero hasta que estemos dispuestos a sacrificar nuestra propia vida obedeciéndolo y prefiramos obedecerlo antes que satisfacer nuestros deseos y pasiones, aunque eso signifique perder la vida.

Ibn Battal y el Qadi Iad dividieron el amor en tres categorías:

  1. Respeto y aprecio, como el amor del niño por su padre.
  2. Compasión y piedad, como el amor del padre por su hijo.
  3. Bondad y admiración. Este es el amor que la persona siente por todas las demás personas.

Entonces, el musulmán debe sentir todos estos tipos de amor por el Profeta Muhammad.

Ibn Battal dijo: “El significado de este hadiz es que el derecho del Profeta Muhammad sobre nosotros es mayor que el de nuestros padres. Y es cierto; fue a través de los esfuerzos de este amado Profeta que sabemos cómo apartarnos del Fuego y cómo mantenernos guiados por el Sendero Recto”. El Qadi Iad dijo también: “…y el amor por el Profeta incluye apoyar su Sunnah, luchar por su Shari’ah y desear haber vivido en su época y haber sacrificado nuestra vida y riqueza para apoyarlo. La fe no estará completa hasta que no le demos al Profeta el elevado estatus que le corresponde en nuestras mentes y lo prefiramos sobre nuestros hijos, padres, buena persona o persona estimada. Quien no crea en esto o crea lo contrario, no es un verdadero creyente.”

En cuanto a invocar las bendiciones de Al-lah para el Profeta en nuestras oraciones, esto no se limita a él únicamente. De hecho, esto incluye invocar bendiciones para todos los profetas, desde el profeta Ibrahim (Abraham) hasta el profeta Muhammad. Entonces, cuando la persona dice en su oración: "¡Oh Al-lah,  Bendice a Muhammad y a la familia de Muhammad!", lo está diciendo por él y toda su Ummah; y cuando dice: "Así como bendijiste a Ibrahim y a la familia de Ibrahim", esto incluye exaltar la mención de Ibrahim y de todos los Profetas y creyentes que vinieron después de él.

Ibn Hayar dijo al explicar este hadiz que en líneas generales la familia de Ibrahim posee una honra mayor que la familia de Muhammad, pues la familia de Ibrahim incluye entre sus miembros a Profetas, en cambio la de Muhammad no.

Y Al-lah Sabe mejor.

Related Fatwa